Actores de “Dime Quién Fue” alzan la voz por bajo rating y adelantan lo que viene en la teleserie

El Festival del Huaso de Olmué fue la plataforma perfecta para TVN para repotenciar su teleserie nocturna, que en los últimos días anunció el inicio de una nueva etapa con la venganza de la protagonista contra quienes estuvieron involucrados con la muerte de su madre 20 años atrás. Pero que además, ha debido lidiar con un gran problema: el bajo rating que, incluso, la transformó en la nocturna menos vista.

Precisamente, Sebastián Layseca -quien interpreta a Julián Villalobos en “Dime Quién Fue”- se refirió a esta situación, manifestando que “uno está acostumbrado a trabajar en la adversidad porque trabaja también en otros planos en los que se trabaja con el error y con, justamente, revertir ciertas situaciones. Entonces nosotros estamos trabajando súper fuerte como equipo, porque estamos detrás de una historia que es súper interesante para nosotros y entusiasmado con los rollos que vienen”.

“La cuestión del rating, es algo que está un poco en decadencia, para mí no es cuestión muy válida o por lo menos cuestionables, así que nos movemos tranquilamente en ese campo del trabajo”, agregó.

En esa misma línea, Antonia Santa María, la protagonista, sostiene que “no nos afecta en términos como concreto, no estamos tan enterados de cuánto tiene de rating, pero obviamente todos trabajamos para que nos vean y somos más felices cuando nos ven más”. Aún así, Layseca añade que de igual manera “hay una sintonía con la gente, uno lo recoge en la calle”.

“En el fondo no es la primera preocupación, pero sí nos hace feliz cuando alguien te comenta y sentir que la gente que la está viendo te sigue y le gusta mucho la teleserie. También nosotros divertirnos, tener buenos personajes, disfrutar la historia y hacer nuestro trabajo bien, pero no nos importe sino que no dependemos de eso”, expresó quien interpreta a Laura en la teleserie.

Por otro lado, y respecto a la nueva etapa que se inicia en la historia con la “venganza de Laura”, Amparo Noguera, la villana de la producción, revela que “ahora viene dentro de la teleserie una como segunda parte de ella, algo como una nueva historia dentro de la que ya está y viene la venganza de Laura. Con esta venganza comienzan a aparecer realmente los secretos y cada capítulo se empieza a saber qué es lo que pasó esa fatídica noche de 1997”.

Y es que ahora “viene un replanteamiento de la historia, donde se empieza a abrir esta historia, se empiezan a descubrir secretos que se vienen arrastrando hace mucho tiempo y viene la participación de nuevos personajes, hay un detective que entra que lo hace Jorge Arecheta, que es el que realmente a abrir la historia y va a ayudar a Laura para que todo esto se sepa. Por su puesto que Reimundo, que es personaje de Arecheta, tiene nuevos amores, se moviliza la acción y los corazones”.

Santamaría aumenta el suspenso anunciando: “Comienza la acción y la venganza… y nuevas muertes”.