«Por favor, hablemos las cosas como son»: La férrea defensa de Martín Cárcamo al movimiento social

El «Bienvenidos» tuvo, nuevamente, una edición especial donde abordaron las diversas manifestaciones y protestas que se llevan a cabo en distintos puntos del país. Para ello contaron con un panel con diversas figuras políticas.

Una de las intervenciones más llamativas fue la que hizo el animador del matinal de Canal 13, Martín Cárcamo, quien salió en defensa del movimiento social que se originó la semana pasada a raíz del alza de la tarifa del transporte público, al que se fueron sumando otras demandas.

En el programa, el comunicador señaló que «cuando la mamá o el papá quiere que su hijo estudie, que vaya a la universidad o que vaya al instituto, porque él no pudo, o porque él, después de mucho esfuerzo y tiempo, pudo estudiar una carrera técnica, y vive en una casa que heredó o está pagando y se va a morir pagando, ¿qué privilegia? Los estudios».

Seguido a eso, preguntó: «¿Qué le pasa a esa mamá o papá cuando tiene que ir al dentista? No va al dentista. Se le empiezan a caer los dientes. Por favor hablemos las cosas como son».

“La casa se le empieza a resquebrajar y privilegia no pintar la casa. Entonces la casa se le empieza a quebrar y se empieza a caer. Y prefiere pagar los estudios y pagar unas zapatillas al hijo, que el hijo pueda ir a estudiar para que sea mejor que él. Entonces el hijo, el hijo que hoy día sale a la calle porque esa mamá o papá siguen trabajando y no pueden salir a la calle, sale. No solamente por su futuro, sale por la deuda con sus padres», añadió.

El animador explicó que esto se daba porque el hijo “ve a sus padres que ya no quieren más guerra y que, lamentablemente, lo más probable es que se muera en una situación como esta. Tanto así que la curva del noventa y tanto por ciento de los chilenos es así: parte, empieza a trabajar, se endeuda para estudiar, logra comprar algo… Que hoy día no se puede comprar nada con el 20% que te piden los bancos de pie. ¡Hoy día no se puede comprar nada!».

“Hoy día el que es rico es más rico porque puede comprar más propiedades para arrendarlas a los más pobres. Si esa es la verdad. Entonces, después, esa persona que con mucho esfuerzo compró una casa y que la paga durante 40 años, cuando se le acaba la pega, ¡y tiene una jubilación de mierda! ¿Qué pasa? Tiene que vender todo lo que construyó y vuelve a ser pobre. Y su generación que viene después comienza de nuevo, y así sucesivamente», cerró.

loading...