Nicolás Saavedra sobre “Verdades Ocultas”: “Se vienen unos giros dramáticos tremendos, vendrán muchos cambios en la teleserie”

El actor que ingresó a fines de junio a la producción dramática de Mega, conversó en exclusiva con Fotech.cl y nos contó sobre cómo fue llegar a “Verdades Ocultas”, qué opina sobre la teleserie y nos habló sobre su personaje Rafael, él que tiene más de un secreto aún por develar. 

¿Cómo fue para ti integrarte a la teleserie cuando ya llevaba más de un año al aire?
Fue una sorpresa y todo muy rápido, es como subirse a un tren andando, que eso tiene sus dificultades pero también sus cosas buenas porque de alguna forma uno se sube bien a este tren, donde todo está andando y funcionando bien, donde todos tienen claridad de lo que tienen que hacer y cómo hacerlo y conocen la historia al dedillo. Ha sido cómodo y entretenido, al principio me costó un poco pero ya le pillé el ritmo.

¿Cómo has visto la evolución de tu personaje desde que entraste hasta ahora?
Ha ido creciendo, ya que los personajes no pueden entrar de una con una historia fuerte, de alguna forma tienen que ir entrando poco a poco, ir metiéndose en la historia. Creo que ha tenido una buena evolución y ahora se va a ir poniendo más entretenido porque va tomando mayores responsabilidades y van pasando muchas cosas.

¿Qué te llama la atención de esta teleserie?
A mí lo que me llama la atención de esta teleserie es que tiene, yo le llamo por ejemplo “valles”, cuando uno pasa mucho en la teleserie y de repente vienen las curvas y colinas cuando hay conflictos grandes. Creo que en esta teleserie cuando llegan los conflictos vienen como las olas, las marejadas, vienen una ola tras otra y luego viene un conflicto más grande que cubre las otras dos y eso es bien sorprendente. Los conflictos no son a medias tintas y eso es entretenido porque le dan mayor dramatismo, son cosas realmente importante para los personajes a los que le suceden. Eso es bien impresionante en esta teleserie, como se van desencadenando las sorpresas y los giros.

Y son giros bien radicales…
Sí, son bien radicales. Si uno pone a los 17 actores que partieron con la teleserie hoy hay 17 y de los que partieron debe haber unos 10. Entran, salen, desaparecen, vuelven… les pasan cosas heavy a los personajes y eso es súper melodramático, muy interesante. Es como la telenovela cliché en su máxima expresión, el género clásico de la telenovela, es un melodrama puro como las venezolanas que veía cuando uno era chico al mediodía, que de hecho las deben seguir dando.

Y en relación a tu personaje Rafael, ¿cómo se viene la relación con Rocío (Camila Hirane)?
No sé qué tanto puedo adelantar porque son demasiadas las cosas que pasan, pero sí te puedo contar que con Rocío siente protección con Rafael, se siente cuidada porque él es un tipo capo, con medios para hacer realidad cualquier cosa, entonces la ayuda en todas las dificultades y problemas que tiene ella, la acompaña. Él es como un descanso entre tanto problema. Ahora, qué problemas podrá traer Rafael más adelante… nos van a sorprender a todos.

Sabemos que más adelante va a aparecer tu padre, él tiene una relación un poco complicada contigo. ¿Qué va a pasar por ahí?
Mira, creo que lo más importante del personaje de Rafael es que lo conocemos muy poco. Hay un velo de misterio de alguna forma donde la gente no sabe si es bueno o malo, todos creemos que es bueno pero a lo mejor no lo es tanto. Otros creen que es malo pero puede que no lo sea tanto, pero sí es un personaje del que se maneja muy poca información de él y creo que en ese misterio radica el atractivo también. Rafael tiene una relación muy tirante con su viejo, muy difícil, pero igual es su padre y claro va a aparecer un poco más adelante de la mano de conflictos bien duros e impresionantes.

O sea, seguiremos sumando más conflictos a la teleserie…
Yo no veía desde el principio la teleserie, sabía de qué se trataba y claramente cuando entré ya era una teleserie muy distinta a como partió, pero las verdades ocultas son el tema que atraviesa a todos los personajes, nada es lo que parece.

¿Ustedes cuánto saben que pasará más adelante en la teleserie?
Nosotros nos sorprendemos cada 5 o 10 capítulos con los giros dramáticos impresionantes. Yo no tengo idea lo que se viene a futuro, me voy sorprendiendo un poco antes que los espectadores al leer. Lo que sí sé es que se vienen unos giros dramáticos tremendos, vendrán muchos cambios en la teleserie, pasan muchas cosas.

¿Se vienen más muertes?
¿Si? ¿No? Es como la tónica ¿o no? De verdad se vienen cosas terribles, es sorprendente. Encuentro bien valiente a los guionistas en las decisiones que toman, son bien radicales.

¿Lees o escuchas los comentarios que hace la gente sobre “Verdades Ocultas”? ¿Cuál es tu percepción frente a sus opiniones?
Mi percepción es que la teleserie es muy vista, eso es real. Yo hice la teleserie el año pasado en Mega, se llamaba “Tranquilo Papá” y hoy desde que salí al aire en “Verdades Ocultas” la gente se me acerca muchísimo más. Hoy día igual es una cara conocida para la gente, porque uno ha hecho muchas cosas, pero uno está al aire y el fenómeno es más fuerte, sales de él y desapareces un poco, quedas como en segundo plano, siempre te reconocen y saludan, etc. Pero cuando una teleserie es exitosa como ésta, en la calle uno lo siente y eso a mí me ha llamado la atención, son real los 20 puntos de rating. La gente en la calle se te acerca a preguntarte por ella, por el final y súper transversal el público.

¿Y has leído los mensajes en Twitter?
Ahí la critican, se pasan rollos, la destrozan, los tienen desesperado porque no se acaba nunca pero no la pueden dejar de ver y yo creo que eso les provoca una impotencia tremenda. La verdad es que es un fenómeno.

Pasando a otro tema, Nicolás en pocas semanas más saldrán nuevas teleseries nacionales en otros canales. ¿Cómo encuentras esta situación?
Es buenísimo, es fantástico porque también hace subir el nivel y la calidad de las producciones, debería. Además es trabajo para mucha gente. La ficción nacional nunca va a morir, hay crisis y cosas que pasan pero la gente ama sus teleseries, el verse identificado en sus historias. Creo que lo que está pasando ahora es muy bueno y que a todos les vaya bien, que se reparta mejor la torta y eso me parece muy positivo.