Little Broken Hearts: Fascinante e intrigante


Aprovechando que esta semana comenzó la venta de entradas para su anunciado y esperado concierto, el que se realizará el próximo 4 de Diciembre, le damos en Fotech el espacio que merece a Norah Jones y su última producción Little Broken Hearts.

Jones que justamente este año conmemora una década de exitosa carrera. Diez años demostrando que el jazz puede llegar a la juventud y a la vez tener un merecido espacio en la industria musical, que la ha reconocido (desde su debut) con nada más que ocho estatuillas en los Grammy Awards de 2003, por su disco Come Away With Me, multiventas mundialmente y que supo ganarse a un público fiel que la ha seguido en sus siguientes producciones, Feels Like Home (2004), Not too Late (2006), The Fall (2009) y Featuring (2010).

El álbum viene siendo la sexta producción de estudio de Norah, con doce temas inéditos cuyos tópicos fluctúan en quiebres de relación e infidelidad. destaca su reconocible voz cálida y suave, comenzando con una balada muy profunda, Good Morning, que trata de una mujer cuyo esposo ha estado toda la noche afuera y que sospecha lo peor durante aquellas interminables horas en vela. She is 22, balada que evidencia insatisfacción de un hombre a quien le canta “¿no te hace ella feliz?”. Un complejo e hiriente amor, en 4 Broken hearts donde relata un intento de huir del dolor pero sin lograr el éxito porque aún siente que tiene su corazón “…Pero he intentado borrarte, pero no he llegado lejos porque aún rompes mi corazón”, balada suave en su melodía e instrumentación y muy profunda en contenido, como la gran mayoría del disco. Finalmente, me referiré al primer single Happy Pills una eminente ruptura “quiero asegurarme de no perder más el tiempo contigo” y luego “por favor ya déjame ir”. Delata a una mujer que ha vivido el desamor y lo plasma espectacularmente en una melódica voz acompañada de batería, guitarras y bajo. La instrumentación del álbum a diferencia de los discos anteriores es familiarizarse al pop, sin dejar de ser Jazz/Blues, y Norah no pierde su esencia al mezclar estilos.

Norah Jones no deja de sorprender y continua siendo una figura irresistiblemente fascinante, con un talento que no ha dejado de cultivar reconocimientos y éxitos. En cada canción se encarga de llegar a la fibra más profunda. Podría decir que es un disco muy desolador pero estaría mintiendo si dijese que es el más, puesto que todos sus discos muestran su profunda melancolía al amar. Lo que sí es evidente, es su madurez como mujer y artista. Un disco para meditar y más que nada, sentir.

La gira de Little Broken Hearts llega a Chile el 4 de Diciembre en el Movistar Arena. Las entradas ya se encuentran a la venta vía Punto Ticket.

loading...

2 comments

  1. Pingback: Bitacoras.com

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *