“The Switch 2” debutó después un año y medio en el congelador: lideró en sintonía

Tras más de un año y medio de espera, anoche se estrenó la segunda temporada de “The Switch”, que lleva por nombre “Desafío Mundial”, donde seis de los mejores transformistas de Chile compiten con siete de los más destacados transformistas de habla hispana.

Según datos preliminares, el programa promedió 17,4 puntos entre las 23:14 y las 00:41 de la noche, frente a 10,9 de Canal 13, 10,0 de CHV y 3,1 de TVN en el mismo horario. Además el hashtag #DesafíoMundial fue segundo Trending Topic a nivel nacional en Twitter, superado sólo por el de “Perdona Nuestros Pecados”.

En el primer capítulo del estelar de Mega nos reencontramos con seis de los participantes más destacados de la primera temporada: Luz Violeta, Fernanda Brown, Sofía Camará, Laura Bell, Arianda Sodi y Luna di Mauri. Además conocimos a los siete nuevos participantes internacionales que vienen a retarlos: la talentosa imitadora mexicana Pavel Arámbula; la bella francesa Miss Leona; la voluminosa brasileña Diva Houston; la barbada puertorriqueña Marie Laveau; la enigmática española Pakita; y dos ex participantes de RuPaul’s Drag Race: la celebrada puertorriqueña Kandy Ho, y la “chica terrible” japonesa Gia Gunn.

Fue esta última la que desde el primer minuto se ganó la enemistad de gran parte de las chilenas por su peculiar personalidad de diva. Pronto guiadas por Nicole Gautier y Nicanor Bravo participaron en un desafío de imitación de famosas Reinas de la historia, en el que resultaron triunfadoras la dupla de Fernanda y Gia. Luego escogieron libremente al primer duelista de la próxima semana, que será Pakita, y tuvieron su primera prueba artística donde imitaron las distintas fases de la carrera de Shakira. Pese a que Marie afeitó su característica barba, de todos modos fue la perdedora de la prueba.

En el segundo capítulo del próximo domingo veremos el primer duelo y el primer eliminado del programa, en una competencia donde los jurados serán Ingrid Cruz, Nicole Gautier y el inclemente productor discográfico argentino Óscar Mediavilla.