Premios Oscar, edición 85: el Estado de la Carrera


Estamos a pocas horas de la entrega número 85 de los Premios de la Academia, popularizados como “Los Oscar“. Ha sido una larga y agotadora temporada de premios con muchos vaivenes entre las diferentes películas que en algún momento se alzaron como la que más opciones tenían de llevarse la estatuilla principal que se entregará la noche del 24 de febrero. A estas alturas, sin embargo, son pocas ya las categorías que se mantienen abiertas a dos o más posibilidades; son éstas, al final del día, las que decidirán en definitiva cuál de todas las películas en competencia se queda con la estatuilla dorada; aunque hay una clara favorita que tomó un increíble impulso desde las nominaciones hasta acá, cuando las votaciones finales ya han sido cerradas. Pero revisemos todas las categorías, para ver el estado de la competencia.

Empecemos por lo obvio. Si bien mencionamos que todavía hay categorías abiertas, hay otras que están prácticamente cerradas. Mejor Actriz de Reparto es una de ellas; Anne Hathaway no ha perdido en ningún momento el increíble impulso que ha tenido durante esta temporada de premios, ganando un cuanto hay. Esta categoría es seguramente la más cerrada de todas y solo un milagro conseguiría que Sally Field le ganara a la actriz de Les Misérables. Todavía más considerando que la actriz de Lincoln compite por su tercer Oscar en esta ocasión; un logro reservado para un grupo muy selecto. Las otras tres competidoras –Jacki Weaver (que apareció en esta categoría por el poder de Harvey Weinstein), Helen Hunt (cuya candidatura fue la que más se desinfló durante la temporada) y Amy Adams (cuya nominación nunca estuvo segura, amenazada siempre por Maggie Smith o Nicole Kidman)- irán a pasearse por la alfombra roja y a lucir sus caros vestidos.

Ganará: Anne Hathaway, Les Misérables.

Podría Ganar: Ninguna. De verdad está cerrada.

Otra de las categorías totalmente cerradas es Mejor Documental. Nada pudo parar el tren de Searching for Sugar Man, que llega al domingo en perfecto estado para arrasar con sus oponentes y llevarse la estatuilla dorada. La historia del desconocido músico y su inesperada fama en Sudáfrica cautivó en todo el mundo; el documental es interesante y a la vez entretenido, aunque a mi juicio sería mucho más prudente y urgente premiar producciones del corte de The Invisible War -sobre violaciones a mujeres del ejército estadunidense- o 5 Broken Cameras -una visión doméstica del conflicto palestino-israelí. Sin embargo todo parece indicar que tendremos un segundo año en que el documental premiado será uno “entretenido” y no necesariamente “relevante” o “urgente”.

Ganará: Searching for Sugar Man, Simon Chinn y Malik Bendjelloul.

Podría Ganar: Ninguno. No hay otra opción acá.

La tercera categoría cerrada es la que más nos afecta a nosotros como país. También sería necesario un milagro para arrebatarle a Amour la estatuilla de Mejor Película Extranjera. La cinta de Michael Haneke despertó como favorita inmediatamente luego de ganar para su autor una segunda Palme d’Ore en el Festival de Cannes, por lo que la nominación al Oscar parecía obvia y su triunfo todavía más una vez que la Academia no solo le entregara la nominación en esta categoría, sino además en otras cuatro, sumando Mejor Guión Original, Mejor Actriz, Mejor Director y -la más importante-, Mejor Película. Al parecer No tendrá que conformarse con la nominación -lo cual no es un logro menor- al igual que el resto de las cintas, todas de muy buen nivel, War Witch, Kon-Tiki, y mi favorita en particular, A Royal Affaire.

Ganará: Amour, Michael Haneke.

Podría Ganar: Ninguna. Asumámoslo.

Una categoría más llega a la noche del domingo como cerrada. Y no es una menor. Daniel Day-Lewis ya debe estar con el discurso aprendido para subir a recibir nada menos que su tercer Oscar por Mejor Actor -todos en la categoría principal, por lo que está haciendo historia entre los actores masculinos. Con su papel de Abraham Lincoln, el laureado actor cautivó a todas las audiencias y su tren de la victoria no ha encontrado mucho obstáculo en el resto de los competidores. Denzel Washington también corre por su tercer Oscar, lo cual desde ya lo descarta por lo difícil de alcanzar semejante logro -aunque con ésta se transforma en el actor afroamericano más nominado en la historia de los premios, superando a Morgan Freeman. Hugh Jackman logra una gran actuación en una película muy mal recibida. Bradley Cooper debe agradecer la nominación, por ser él un actor no particularmente admirado entre los círculos académicos, siendo su actuación en Silver Linings Playbook seguramente su primer intento actoral serio; tendrá que esperar. Es Joaquín Phoenix, sin embargo, el que presenta un logro actoral de igual categoría al de Day-Lewis; lamentablemente, sin embargo, The Master, la película por la que compite, es una joya poco apreciada por la Academia, que debe agradecer y prender a cada santo una vela por conseguir siquiera las tres nominaciones que recibió -mereciendo muchas más. Lo único que se podría interponer entre Day-Lewis y el triunfo, es él mismo. Conseguir un tercer Oscar por la misma categoría actoral es un logro que ningún otro actor masculino ha logrado. La noche del 24 veremos hacer historia.

Ganará: Daniel Day-Lewis, Lincoln.

Podría Ganar: En un arrebato de locura, la Academia podría premiar a Bradley Cooper, por Silver Linings Playbook.

Las siguientes categorías presenta una clara favorita, pero en un descuido podrían perder el Oscar y presentarse un escenario inesperado. Atentos entonces. Skyfall recibió esperadas cinco nominaciones al Oscar, destacando entre ellas la de Mejor Canción Original, que posiblemente sea la única que logre la noche del domingo. Adele ha sido un hit desde que apareció su segundo álbum, 21, rompiendo récords de ventas y de crítica, ganando cuanto premio se le ha cruzado por delante. Su triunfo, por tanto, aparece como obvio. La competencia tampoco es muy descarnada y la artista británica incluso se presentará en la ceremonia para interpretar la canción nominada. James Bond cumple además 50 años como franquicia en el cine. Hasta un homenaje se prepara para el 24. Todo parece demasiado obvio. Si bien el tema nominado por Life of Pi, o el tema original compuesto exclusivamente para la versión fílmica del musical Les Misérables, o incluso el tema principal del documental Chasing Ice -ni siquiera nominado en la categoría documental-, no parecen tener la fuerza para arrebatarle la estatuilla a Adele, ¿por qué me genera ruido que Norah Jones también haya decidido presentarse en la ceremonia a interpretar la canción nominada por Ted? No es ella más que la intérprete, por lo que pierde mucha fuerza su presencia, pero uno nunca sabe. El propio Seth MacFarlane será el animador de la ceremonia en esta oportunidad, por lo que podría llevarse un Oscar para la casa. Seguramente no pase y Adele corra como única favorita, pero veremos.

Ganará: Skyfall, letra y música por Adele y Paul Epworth.

Podría Ganar: Si en un arrebato la Academia no premiara a Skyfall, el premio podría ir para Les Misérables, Life of Pi o Ted. Probablemente en ese orden. Difícil, en todo caso.

También aparece como virtualmente cerrada la categoría de Mejores Efectos Especiales. La experiencia visual que representa Life of Pi es francamente de otro nivel. Lo impecable de los efectos, sobre todo considerando la condición 3D de la cinta, parecen suficientes como para que la cinta del director Ang Lee, que se presenta con 11 nominaciones en la noche del domingo, pueda llevarse la estatuilla de esta categoría sin mayores problemas. Ni Prometheus, ni Snow White and the Hunstman, ni The Hobbit: An Unexpected Journey presenta una real amenaza a estas alturas. Pero The Avengers amasó más de 1.5 billones de dólares a nivel mundial en recaudación, ubicándose históricamente solo detrás de las dos bestias incontrolables de James Cameron: Avatar y Titanic. Si la Academia quiere premiar lo masivo en alguna categoría, ésta es. Pero lo más seguro es que Life of Pi logre el triunfo de todos modos. De hecho, la misma cinta ha logrado nada menos que 600 millones de dólares a nivel mundial; algo jamás pensado.

Ganará: Life of Pi. Bill Westenhofer, Guillaume Rocheron, Erik-Jan de Boer y Donald R. Elliot.

Podría Ganar: The Avengers. Janek Sirrs, Jeff White, Guy Williams y Dan Sudick.

Pero Life of Pi no corre como favorita solamente en la anterior categoría. La experiencia visual también debe mucho a la fotografía del a cinta por lo que es totalmente esperable que también consiga la estatuilla de Mejor Fotografía. Sería otro triunfo para la película de Lee, pero también para nuestro país, dado que el director de fotografía del filme no es otro que el chileno Claudio Miranda. Seguramente su relación con Chile sea muy menor, pero no deja de sorprender el dato. ¿Qué se interpone entre Miranda y el Oscar? Roger Deakins compite con Skyfall en su décima nominación no habiendo conseguido el triunfo en ninguna oportunidad. La última vez, de hecho, con True Grit hace un par de años su triunfo parecía seguro, pero no lo consiguió. ¿Le hará nuevamente la Academia semejante desaire? Es probable. Life of Pi tiene más o menos asegurado el premio y cualquier otra opción será inesperada, pero hay que considerarlo de todos modos. Las nominaciones de Django Unchained, Lincoln y Anna Karenina en esta categoría, son más bien decorativas.

Ganará: Life of Pi. Claudio Miranda.

Podría Ganar: Skyfall. Roger Deakins.

La que sí tiene más o menos asegurada Anna Karenina es la estatuilla por Mejor Diseño de Vestuario. Una vez más la top model Keira Knightley sirve de maniquí para impecables diseños de talentosos vestuaristas que esperan darle a la película de la adaptación de un clásico de la literatura rusa, su único triunfo de la noche. Poco conseguirán acá las dos películas de Blancanieves –Snow White and the Hunstsman y Mirror Mirror– o la misma Lincoln. Quizás la única amenaza a la pasarela que es la película favorita sea Les Misérables, que también presenta unos diseños de primer nivel. Sin embargo, a menos que el musical del clásico francés pierda alguna de las categorías en que corre como favorita, seguramente la Academia no le entregue más estatuas que las que le correspondan. Un duelo literario del siglo XIX en esta categoría.

Ganará: Anna Karenina. Jacqueline Durran.

Podría Ganar: Les Misérables. Paco Delgado. Pero ojo con la nominación póstuma de Eiko Ishioka, por Mirror Mirror.

Precisamente Les Misérables corre como favorita en otra categoría virtualmente cerrada. Mejor Mezcla de Sonido se presenta como una competencia más o menos corrida dado el bullado “canto en vivo” que realizaron los actores del musical. Ante eso, las otras cuatro cintas se quedan bastante cortas. La opción es que Argo, Skyfall o Life of Pi consigan alzarse con la estatuilla: la primera por ser la favorita para el premio final y necesitar otros premios para consolidar su posición, la segunda por el ya mencionado aniversario y el éxito a nivel mundial de la cinta de Sam Mendes, y Life of Pi que podría dar una gran sorpresa la noche del 24. Pero con toda seguridad pueden apostar por Les Misérables conquistando este premio, logrando un total de tres estatuillas durante la ceremonia.

Ganará: Les Misérables. Andy Nelson, Mark Paterson y Simon Hayes.

Podría Ganar: Argo. John Reitz, Gregg Rudloff y José Antonio García.

La tercera estatuilla vendría siendo por la categoría de Mejor Maquillaje y Peluquería, que abandonada una vez más por la Academia, presenta nominados con muy pocas opciones. The Hobbit: An Unexpected Journey tuvo un recibimiento tibio, siendo generoso. Y Hitchcock se desinfló apenas estrenada, dado que albergaba esperanzas de nominación tanto para Anthony Hopkins como para Helen Mirren -quien efectivamente logró algunas en premios importantes. Ninguna presenta mucha amenaza para el musical nominado a Mejor Película, por lo que parece obvio que conseguirá su tercer triunfo de la noche acá. Y seguramente sea el último.

Ganará: Les Misérables. Lisa Westcott y Julie Dartnell.

Podría Ganar: Si quisieran premiarla en algún lado, The Hobbit: An Unexpected Journey. Peter Swords King, Rick Findlater y Tami Lane.

La última categoría que está virtualmente cerrada es una de las más importantes. En su segunda nominación y a sus jóvenes 23 años, todo parece listo y dispuesto para que Jennifer Lawrence se haga con su primer Oscar por Mejor Actriz. El camino se lo despejó la prensa, al dirigir fuertes ataques a la cinta Zero Dark Thirty por la representación de la tortura y la supuesta defensa que hace de este método. Para un servidor y cinevidente común y corriente, no presenta nada de eso. Pero el tema es que la favorita de los críticos en una primera etapa de premios era la cinta de la reciente ganadora del Oscar, Kathryn Bigelow, lo que dejaba a Jessica Chastain en muy buena posición para ganar el premio que todos quisieron darle el año apasado, por su papel en The Help -que terminó llevándose una compañera de reparto. Pero con Chastain desinflada de esa manera y con Naomi Watts no presentando ningún peligro para Lawrence, las opciones que nos quedan son Quevenzhané Wallis y Emmanuelle Riva. La primera es la actriz más joven nominada a un Oscar, con cortos 9 años. Es, además, de raza negra. Si no le entregaron el merecido Oscar a Viola Davis el año pasado -para darle en cambio un tercero a Meryl Streep-, Wallis no tiene opciones de triunfo. Y Riva es justo lo contrario, la actriz más vieja en recibir una nominación, con 85 años. La protagonista de Amour tiene una opción muy distante luego de triunfar en el BAFTA -el Oscar inglés, por decirlo así- pero necesitará que Amour tenga una noche increíble el 24 y que no solo se lleve Mejor Película Extranjera sino también Guión Original y hasta Director. Si eso ocurre, y es poco posible pero lo es, Riva podría hacer historia. Sin embargo lo anterior, nada parece indicar que Jennifer Lawrence no vaya a conseguir el premio mayor, sobre todo con Harvey Weistein haciéndole una intensa campaña hasta el último día. No olvidar nunca que el Oscar de Gwyneth Paltrow tiene el mismo nombre y apellido.

Ganará: Jennifer Lawrence, Silver Linings Playbook.

Podría Ganar: En un descuido, Emmanuelle Riva, Amour.

Y acá entramos en las categorías que van a definir la noche. En primer lugar, las categorías peleadas. Peleada como Diseño de Producción, que tiene como favorita a Life of Pi, pero… ¿no lleva Life of Pi ya muchos premios en este análisis? Existe la posibilidad de que la cinta de Lee termine la noche con más premios que la que finalmente gane Mejor Película, pero se vería bastante feo. Sobre todo considerando las propias opciones que tiene Lee de hacerse con un segundo Oscar a Mejor Director. El exceso de triunfos en las categorías técnicas para Life of Pi se levanta como su principal problema a la hora de triunfar también acá. ¿Entonces cuál? The Hobbit: An Unexpected Journey no parece tener la fuerza de la saga fílmica The Lord of the Rings y Lincoln está totalmente desinflada. Quizás Les Misérables podría conseguir acá un triunfo importante e inflar su conteo final. Pero con más opciones seguramente se presenta la atrevida puesta en escena de Anna Karenina, que encuentra justamente en su diseño de producción, una de sus más grandes fortalezas. Atención acá.

Ganará: Life of Pi. David Gropman y Anna Pinnock.

Podría Ganar: Muy de cerca, Anna Karenina. Sarah Greenwood y Katie Spencer.

Una de las categorías importantes que aparece como peleada es Mejor Guión Original. Si bien Flight nunca tuvo oportunidades y Moonrise Kingdom aparece muy derrotada a estas alturas de la temporada -si bien todavía algunos esperan un triunfo-, hasta no mucho atrás Zero Dark Thirty corría como favorita. Todavía se espera que si la cinta de Bigelow logra sobreponerse a la polémica y consiga algún triunfo, será éste. Sin embargo la pelea crucial está entre Michael Haneke y su guión para Amour, y Quentin Tarantino y su guión para Django Unchained. Y acá es difícil decantarse por una. Podría ocurrir, como mencionamos, que Haneke tenga su gran noche el 24 y Amour gane más premios de los esperados -incluída Riva como Mejor Actriz-, pero el revisionismo histórico de Tarantino tiene acá puestas el 50% de sus fichas para lograr aunque sea un triunfo el domingo. Ambas películas podrían tener las mismas posibilidades, pero Django ha logrado importantes triunfos en otros premios de renombre. ¿El problema? Ha sido difícil para Amour y Django enfrentarse en competencias por el carácter extranjero de la primera y lo tardío del estreno de la segunda. De hecho, en el premio del gremio de escritores, apenas unos días atrás, ninguna competía y el triunfo fue para Zero Dark Thirty. Casi cualquier cosa podría pasar, pero a menos que Amour consiga varios triunfos, no afectará la competencia principal.

Ganará: Amour, Michael Haneke.

Podría Ganar: Django Unchained, Quentin Tarantino.

Muy peleada se presenta también este año la competencia de Mejor Película Animada. No solo a dos bandas, sino a tres. Ciertamente The Pirates! Band of Misfits y ParaNorman no presentan un peligro latente para la gigante Disney, pero ella misma se encuentra enfrentando a las tres poderosas cartas de este año. Por un lado corre Frankenweenie, proyecto del siempre (aunque cada vez menos) respetado Tim Burton, que podría conseguir por fin en esta categoría su primer Oscar, gracias a una historia emotiva e íntima, muy bien cuidada, adaptación de un corto animado de su misma autoría: uno de sus primeros proyectos. Pero el triunfo de Burton parece lejano ante la verdadera guerra de titanes que tiene enfrentadas a Brave, de Pixar, con Wreck-It Ralph, de Disney a secas. La primera ha conseguido los principales premios hasta ahora, pero no deja de sentirse como una película mediocre para lo que Pixar nos tiene acostumbrados. Por otro lado, Disney en solitario no tenía desde hace mucho tiempo una opción cierta de alzarse con un triunfo en esta categoría, y cuenta además con el apoyo del gremio de animación. Una categoría de muy difícil predicción, pero quizás por lo conservadora que tiende a ser la Academia, el inmerecido triunfo sea para Brave. Veremos.

Ganará: Brave, Mark Andrews y Brenda Chapman.

Podría Ganar: Y de verdad podría ganar. Wreck-It Ralph, Rich Moore.

La última categoría peleada con uñas y dientes es la de Mejor Banda Sonora Original. Premio no tan importante en algunas ediciones del Oscar, pero que acá aparece como fundamental. Anna Karenina no tiene opciones reales y Skyfall, salvo un milagro del tamaño de una catedral, tampoco. Lincoln podría encontrar una opción acá de anotarse una estatuilla más y no irse para la casa humillada tras perder hasta 11 nominaciones que podría anotarse en el resultado final. De hecho, un triunfo acá de John Williams podría dar vuelta la competencia, no para un triunfo final de la película de Spielberg, pero sí ayudarla en otras categorías. De todos modos, parece irreal. Acá la competencia más fuerte está entre Alexandre Desplat, por Argo, y Mychael Danna, por Life of Pi. Argo, como mencionamos, necesita otros triunfos para justificarse como Mejor Película al final de la noche. Life of Pi, por otro lado, estaría ganando demasiados premios como para no alzarse con el triunfo máximo. Entonces se nos presenta un problema, un vacío legal por llamarlo de alguna forma, que podría darle el triunfo a Argo con facilidad, o representar el milagro que necesita Thomas Newman para entregarle a Skyfall un segundo triunfo y la supremacía total en las categorías musicales. Difícil predecir una ganadora, pero Life of Pi ha conseguido otros premios importantes en esta categoría.

Ganará: Life of Pi, Mychael Danna.

Podría Ganar: Argo, Alexandre Desplat.

Y llegamos finalmente a las categorías decisivas. Las categorías “acá todo puede pasar, caballeros y señoritas”. Del resultado de estas batallas podrá desprenderse finalmente el ganador de la noche. Edición de Sonido parece, a simple vista, como una categoría irrelevante. Y la mayor parte del tiempo lo es. Pero un triunfo de Argo acá podría significar el fin de la competencia y un claro triunfo de la cinta de Ben Affleck en la categoría principal. Sus opciones se ven reforzadas, de hecho, al no estar presente ni Lincoln ni Silver Linings Playbook acá. ¿Lograrán Skyfall, Zero Dark Thirty, Les Misérables o Life of Pi anotarse un triunfo más? La categoría está muy abierta como para arriesgarse a predecir, pero sí podría definirlo todo. Atención acá.

Ganará: Argo. Erik Aadahl y Ethan Van der Ryn.

Podría Ganar: Si la Academia no quisiera mandarla para la casa de manos vacías, Zero Dark Thirty. Paul N. J. Ottosson.

Por increíble que parezca, la categoría de Mejor Guión Adaptado se encuentra todavía más peleada. Life of Pi y Beasts of the Southern Wild seguramente no tienen posibilidades acá, pero David O. Russell viene de ganar inesperadamente esta categoría en el BAFTA, sobre todo importante porque la película no competía por muchos premios y perdió el más seguro -Actriz fue para Riva en vez de Lawrence. Si esta cinta realmente consiguió entrar hondo en la Academia y triunfa acá, podríamos estar frente a uno de los upsets -triunfos inesperados- más shockeantes y que Mejor Película no termine siendo para Argo. Pero también podría ocurrir que la inicialmente favorita, pero muy desinflada, consiga un valioso triunfo acá y Lincoln pierda una nominación menos. De todos modos, Argo necesita un triunfo acá para consolidarse como Mejor Película, pero también puede ganar solamente la categoría más importante y repartir las otras para el resto de competidoras. No es la opción más probable de todos modos. Argo tiene las mejores opciones acá. Atención de todos modos.

Ganará: Argo, Chris Terrio.

Podría Ganar: Silver Linings Playbook, David O. Russell.
Nunca antes la categoría de Mejor Actor Secundario había presentado las condiciones que presenta en esta oportunidad. Los cinco nominados son todos ganadores anteriores. Por lo tanto nadie puede ser realmente descartado por ese motivo. Quizás el elemento más débil sea Alan Arkin, pero compite por Argo por lo que siempre hay que considerar la posibilidad de que la Academia lo premie de todos modos y la cinta de Affleck arrase la noche del domingo. Menos opciones incluso parece tener Phillip Seymour Hoffman, quien corre por The Master; si bien su actuación es tan poderosa que podría ser la gran sorpresa de la noche. Podríamos decir que todo se reduce a Tommy Lee Jones, quien corre por Lincoln y podría lograr para la cinta de Spielberg un triunfo valiosísimo para no perder hasta 11 nominaciones; o bien Robert DeNiro, quien levantó una campaña gigantesca ayudado por Harvey Weinstein para conseguir su tercer premio Oscar -segundo en la categoría de secundario. El problema con DeNiro es que su actuación no aparece como especialmente fuerte entre las cinco nominadas. Pero no se puede descartar la posibilidad. ¿Quién nos queda en el tintero? Un insospechado favorito. Christoph Waltz viene de ganar el Oscar hace pocos años atrás por Inglorious Basterds, la anterior cinta de Tarantino, y hoy vuelve a estar nominado bajo el alero del mismo director en Django Unchained -y para muchos, haciendo hasta el mismo papel. Sorpresivamente Waltz ha logrado importantes triunfos en otros premios, por lo que no sería raro verlo ganar después de todo. ¿Qué tan dispuesta estará la Academia a entregarle un segundo Oscar a Waltz tan pronto y tan inesperadamente? Lo sabremos recién el domingo, pero en esta categoría cualquier cosa puede pasar. Y cualquier triunfo acá será una señal para lo que podría pasar durante la ceremonia. Mucha atención. Esta categoría, entregada dentro de las primeras, podría aparecer como la más importante de todas.

Ganará: Ni siquiera me atrevo a suponer, pero Tommy Lee Jones ha aparecido constante durante la temporada, por Lincoln.

Podría Ganar: Robert DeNiro ha estado haciendo campaña como malo de la cabeza. Quiere su tercer Oscar por Silver Linings Playbook.

La última categoría antes del premio mayor es, de forma increíble, tanto impredecible como irrelevante. Mejor Director seguramente nunca se había presentado así. El director de la película con más opciones de ganar no está nominado. ¿Qué puede pasar acá entonces? De todo. Steven Spielberg podría ganar su tercer Oscar, por Lincoln. Ang Lee podría ganar su segundo, por Life of Pi. Michael Haneke podría consolidar su éxito en Cannes con una estatuilla acá. O Silver Linings Playbook podría alzarse como la principal amenaza para Argo si David O. Rusell consigue el triunfo la noche del domingo. Solamente Behn Zeitlin aparece sin posibilidades de triunfo. Lo cierto es que un triunfo de Spielberg no significaría nada a menos que Lincoln haya conseguido inesperados triunfos durante la ceremonia, pero si Life of Pi ha conseguido lo mismo y además Ang Lee consigue el Oscar de Dirección, podría ocurrir un milagro. Si Michael Haneke triunfa acá, Emmanuelle Riva tendrá muchas opciones en la categoría actoral femenina que se entrega instantes después -si no me equivoco. Y si David O. Russell triunfa acá, habría que analizar qué otros premios consiguió Silver Linings Playbook durante la noche, para ver si Argo puede o no ser derrotada. Esta categoría, al ser una de las últimas, bien podría definirlo todo o no definir nada porque el triunfo final ya vino consolidándose desde las primeras categorías de la noche. Veremos.

Ganará: Complicado aventurar, pero Life of Pi habrá acumulado suficientes premios durante la noche como para dejar a Ang Lee en buena posición.

Podría Ganar: No ha ganado nunca y la cinta podría dar sorpresas la noche del domingo: Michael Haneke, por Amour.

Antes de lanzarnos con la última categoría, hagamos una pequeña pausa para referirnos a Mejor Corto de Animación. Las otras dos categorías de cortos -Documental y Live Action- son mucho más complicadas de encontrar por métodos legales o turbios en este lado del planeta, por lo que no podemos analizarlas sin conocer a los contendores. Pero por fortuna, este año todos los cortos animados están a disposición de quien quiera verlos a través de internet. Todavía más, ayer pasaron por Canal 13 el inesperado corto de The Simpsons que corre por el Oscar. Es, sin embargo, uno de los con menos opciones seguramente. Todo parece indicar que acá el triunfo irá para Paperman, el corto que acompañó a Wreck-It Ralph en su paso por los cines. Una sencilla y tierna historia de amor resulta irresistible para la Academia. La otra posibilidad es que Adam and Dog le haga la gracia Disney y consiga un merecido Oscar. Veremos qué pase, pero cualquier resultado no afectará la categoría animada principal. Sería tonto ver en un triunfo de Paperman un cierto triunfo de Wreck-It Ralph. Aunque podría pasar que triunfen ambas.

Ganará: Paperman, John Kahrs.

Podría Ganar: Adam and Dog, Minkyu Lee.

Si han llegado hasta acá leyendo, muchas gracias y felicitaciones. Estamos a nada de terminar. La última categoría de la noche es, lógicamente, la más importante: Mejor Película; pero no se presenta este año -y muy pocas veces sí- como abierta o muy difícil de predecir. Argo ha conseguido los triunfos más importantes, por no decir todos. El Golden Globe, el DGA, el PGA, el WGA, el SAG (estos cuatro son los premios de los gremios más importantes), el BAFTA y hasta el Critic’s Choice. Salvo tres películas, las restantes cinco –Django Unchained, Amour, Les Misérables, Zero Dark Thirty, Beasts of the Southern Wild– no presentan amenaza alguna. Y las otras tres, Lincoln, Life of Pi y Silver Linings Playbook, lo son por motivos de no mucho peso. Lincoln arrastra la mayor cantidad de nominaciones en la noche, pero no sería raro que lograra apenas 1 de 12. Como mucho podría lograr 3 triunfos, o 4 si la Academia realmente recibió bien la cinta de Spielberg; pero a estas alturas nadie está prediciendo un triunfo de Lincoln en la categoría principal. No sería el primer desaire del aclamado director, es cosa de recordar el nefasto paso de The Color Purple décadas atrás. Life of Pi, por su lado, representa una amenaza por la cantidad de premios técnicos que podría ganar durante la noche, edificando un triunfo final con la categoría de Mejor Director y logrando una hazaña similar a la de Slumdog Millionaire, que triunfó en su año sin categorías actorales. ¿El problema? La cinta del británico Danny Boyle era efectivamente la favorita y tenía asegurada la categoría de Mejor Guión Adaptado. La última opción de derrota para Argo la presenta Silver Linings Playbook, y es quizás la que representa el mayor peligro. Tras dar vuelta la temporada de premios del 2010 para conseguir el triunfo de The King Speech el 2011, y luego arrasar durante la temporada de premios del 2011 para conseguir el triunfo final de The Artist en febrero pasado, Harvey Weinstein se ha consolidado como uno de los hombres más fuertes a la hora de querer ganar un premio. Ni siquiera el carisma y reputación que George Clooney tiene en Hollywood le fueron suficientes para ganarle en Mejor Actor al totalmente desconocido francés Jean Dujardin el año pasado. La cinta de Russell es, por tanto, una fuerza a considerar. ¿Su problema? Carece de categorías técnicas. ¿Su fortaleza? Tiene, por primera vez en muchos -pero muchos- años, nominaciones en las cuatro categorías actorales. Es cierto, no puede ganar en dos de ellas, pero un triunfo en Mejor Edición o Mejor Guión Adaptado y Silver Linings Playbook podría hacer el tremendo desaire a Ben Affleck. Y Harvey Weinstein podría, una vez más, arrebatarle un Oscar a George Clooney; el afamado actor es, además, productor de la cinta favorita -al respecto, es importante mencionar que Ben Affleck no se iría con las manos vacías para la casa puesto que si bien no puede ganar en Mejor Director, también es productor de su propia película. Dato para los preocupados fans.. ¿Será capaz alguien de detener el avión de Argo? ¿O será, pese a las opciones presentadas a lo largo de este artículo, una noche de premios predecibles? ¿Cuántos premios logrará cada película? Por lo menos quedan pocos días para saber.

Ganará: Argo. Grant Heslov, George Clooney y Ben Affleck.

Podría Ganar: Harvey podría hacer la gracia por tercer año consecutivo y darle el premio mayor a Silver Linings Playbook. Donna Gigliotti, Bruce Cohen y Jonathan Gordon. (Pero al mismo tiempo, entregarle tanto premio a Life of Pi e incluso el de Dirección, quizás…)

Comentarios

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Estamos a pocas horas ya de la entrega número 85 de los Premios de la Academia, popularizados como “Los Oscar”. Ha sido una larga y agotadora temporada de premios con muchos vaivenes entre las diferentes películas que e……

  2. […] La noche del viernes vi Her, la última película en la lista de nominadas que me faltaba por ver. Corresponde ahora por tanto, comentar cada categoría, por lo que abrochen sus cinturones, busquen algo para picar y pónganse cómodos, que esto se viene largo. A continuación, mis predicciones personales, particulares e intransferibles para la próxima ceremonia del 2 de marzo. Algo que hice también el año pasado, como pueden consultar [acá]. […]