El Antes y Después de… Teresita Reyes

Es reconocida por interpretar, la mayoría de las veces, a una nana. La más recordada es “Imelda”, de “Machos” con la que se ganó el corazón de todos los chilenos. Pero antes de eso, había partido su carrera en TVN con papeles en producciones como “La Represa” y “Bellas y Audaces” y fue entonces cuando en 1994 emigró a Canal 13 donde estuvo tres años hasta partir a Mega el ’98. El fracaso del área dramática del canal privado la hicieron volver al, en ese entonces, “canal del ángelito”, donde su carrera fue en ascenso.

“Brujas”, “Hippie”, “Gatas y Tuercas”, “Descarado” y tantas producciones que la llevaron a convertirse en una actriz de renombre. Pero si bien contó el año pasado en el programa “Mujeres Primero” fue el 2003, con Jorge Zabaleta, cuando se dio cuenta del problema en cuanto a peso que tenía. “Estábamos haciendo Machos (Canal 13, 2003) y (Jorge) Zabaleta me dice ´quiero hablar contigo, porque en la mañana te vi en la tele y tengo miedo que te pase algo. Estábamos hablando con los chiquillos (elenco de Machos) que te hemos visto agitada´, y yo dije mira me encontraron muy gorda. Me fui llorando, me dio tanta vergüenza”, declaró en el matinal de La Red.

Fue entonces cuando gracias al programa “Diagnóstico” que se sometió a un by pass gástrico y estuvo dos años con psicólogo y un nutricionista. Hoy luce una figura envidiable. El 2011 y tras nueve años en Canal 13, se va a TVN donde forma parte de la primera teleserie de las 14:00 horas, “Esperanza”, forma parte de los elencos de “Dos Por Uno” y su última incursión en el canal estatal fue en “El Regreso” donde interpretó a un personaje inspirado en la abogada Huelhue Sukni.

El año pasado siguió los pasos de Quena Rencoret y firmó contrato con la renaciente área dramática de Mega para formar parte de la próxima diurna que tiene como nombre tentativo “Lupita”.