Diana Bolocco: “Todo ha sido transparente y eso se demostrará en pantalla”

La animadora será la encargada de conducir el nuevo reality culinario del Canal 13. El desafío no ha sido fácil para ella: en el casting realizado en Santiago, recibió los gritos de molestia de los concursantes, que reclamaban contra la producción por la poca seriedad del proceso. Diana Bolocco, en una relajada conversación con nuestro sitio, no tuvo problemas de hablar sobre éste y otros temas.

¿Cómo ha sido la experiencia de animar “MasterChef”?
Para mí ha sido una súper buena experiencia. Yo, la verdad, que antes que me pidieran que animara este programa me había enganchado con la versión de (Gordon) Ramsay en el cable y lo veía de vez en cuando, pero es el único programa de cocina que he visto en mi vida. Sé que hay muchos otros formatos que son conocidos, pero me enganché con éste, como si el destino me hubiera tenido esto preparado. Así que cuando me pidieron animarlo, yo acepté encantada. Primero pensé que el formato no tenía animador, porque efectivamente en el norteamericano no tiene, sólo son los chefs, pero me encantó unirme al proyecto. Es un equipo humano que sabe hacer muy bien el trabajo, sabe muy bien cómo hacer este tipo de televisión. Aparte están los tres chefs que son, para mí, un descubrimiento; Chris (Carpentier) es más conocido que los otros dos, pero los tres son excelentes comunicadores aparte de buenos chefs, cada uno aporta desde su área. Hay mucho humor, son muy dramáticos, tienen algo interiorizado que tiene que ver con las comunicaciones muy arraigado en cada una de sus personalidades.

¿A ti te gusta cocinar? ¿Estás relacionada a “ese mundo” de alguna forma?
Yo no cocino nada, pero me encanta lo que sucede en torno a la cocina. Me gusta probar nuevos restoranes; Cristián (Sánchez, su pareja) me ha metido un poco en el mundo de la cocina, de la comida. Yo antes era bien fome para comer y como él es muy sibarita, nuestro mejor panorama termina siendo salir a comer e ir probando un restaurant distinto. Así que mi acercamiento a la comida es desde ese lado, pero me encanta ver lo que pasa, la pasión que tiene la gente cuando cocina: hay algunos que son pura intuición, otros que son más rígidos y se ciñen a las técnicas, a la escuela y las recetas. Esa aproximación hacia la cocina tiene que ver con la personalidad de cada uno y eso me parece fascinante.

¿Cómo ves a la competencia, específicamente Top Chef de TVN? Se enfrentan los dos formatos más grandes de este estilo.
Está bien, yo creo que eso finalmente le da más alternativas al telespectador y éste es quien sale ganando. Me parece atractivo que compitan dos programas de cocina aunque no sé si competimos, si salimos los mismos días. Si bien somos parecidos en la temática somos muy distintos al final y la principal diferencia tiene que ver con que en “MasterChef” participan personas comunes y corrientes, sin estudios formales, y eso yo creo que provoca un acercamiento mayor con la audiencia porque finalmente cualquiera puede estar concursando acá y cualquiera que no tenga estudios formales de cocina se puede convertir en el primer MasterChef de Chile, entonces creo que eso genera más identificación.

¿Cómo es el formato “MasterChef”?
Son dos veces a la semana. Hay competencias en estudio y competencias en exteriores y siempre una prueba de eliminación. En cada capítulo habrá un eliminado. Hubo más de diez mil postulantes, pero finalmente sólo veintidós fueron los que lograron entrar a la cocina de “MasterChef”.

¿Cómo te afectó la controversia en torno al casting y las acusaciones de que estaba arreglado?
Yo no me siento afectada personalmente para nada. Entiendo que hay gente que quedó frustrada porque no fue seleccionada en el proceso, pero yo los invito a todos ellos a que vean el programa porque ahí está absolutamente bien explicado todo los pasos que se siguieron. Todo ha sido transparentes y eso se demostrará en pantalla; el programa habla por sí solo. Si después de eso a alguien le cabe alguna duda, yo estaré feliz de contestar preguntas pero no dudo de la transparencia del proceso.

Pasando a otro tema, ¿qué pasó con “Vértigo” que finalmente no va este año?
No, pero se viene de todas maneras. Lo que pasa es que en estos meses del año yo estoy enfocada en “MasterChef”. De partida mis grabaciones del programa son todos los días, de ocho a doce horas diarias, por lo tanto no me queda espacio para hacer otro programa. La tercera temporada de “Vértigo” está en carpeta; es una marca muy importante para el canal, pero no se va hacer ahora. Pero les aviso que se viene pronto, así que los fanáticos les digo que nos esperen, que llegaremos recargados.

En otros proyectos tuyos, sabemos que estarás en la cinta “Maldito Amor”. ¿Cómo fue esta experiencia?
Eso estuvo súper divertido. Para mí fue bien entretenido, porque es una película de terror, entonces tenía toda esa carga de miedo. Hicimos una escena de noche, en un cerro, entonces era bien tétrico la verdad, como que me metí en el papel. Y en sí, es entretenido probar distintas cosas. Yo siempre he dicho que lo mío es la conducción de programas; a mí me encanta ser animadora, no pretendo convertirme en actriz, pero está bueno experimentar y sumar experiencias a tu currículo.